Estudio: Por qué le hacemos daño a la gente que queremos

Por qué le hacemos daño a la gente que queremos

¿Te levantaste con el pie izquierdo y no has parado de ofender a quien está a tu lado? Pues, acá te explicamos por qué herimos a los que más queremos.

Cuando estamos de mal humor o cuando discutimos con las personas que nos rodean, muchas veces cometemos el error de caer en descalificaciones y sin darnos cuenta le hacemos daño al otro, pero ¿por qué herimos a la gente que más queremos?


El sitio web de Huffington Post, explicó que este fenómeno sucede porque nos sentirnos con más libertad de ser agresivos con quienes más conocemos, y por ende, no nos sentimos culpables de nuestras hirientes palabras o violentas actitudes.

Según el medio, estaría vinculado a dos tipos de agresión, según el tipo de relación que tenemos con el otro.

1. Agresión directa: Este tipo de agresión está relacionada a gritos, enfrenamientos y palabras hirientes. Según el sitio web, se trataría de una convivencia de una pareja tóxica, donde predominan los celos enfermizos, las culpas y los chantajes emocionales.

2. Agresión indirecta: La agresión indirecta incluye la ironía y los rumores con malas intenciones. El medio sostiene que tanto hombres y mujeres utilizan este tipo de agresión por igual, por ejemplo, herimos a nuestros amigos ignorando sus llamadas telefónicas, llegando tarde a un evento importante o simplemente porque estamos enfadados no les dirigimos la palabra.

Según la psicóloga de la Universidad de Georgia Regents, Deborah Richardson “no existe un nivel saludable de agresión, a excepción para protegerse de alguien que realmente nos está haciendo daño físicamente”.

Sin embargo, el medio asegura que los psicólogos alientan a tratar y enfrentar con eficacia los problemas, y no hacerlo de manera agresiva.

Banner 2