Jenni Rivera cantó cuatro horas en el Gibson Amphitheatre de Los Ángeles

Comprobadísimo, La Diva de la Banda se presentó en el Gibson Amphitheatre de Los Ángeles y les cantó y les cantó hasta que la dejaron ir, ¡cuatro horas después!

Y Jenni tiene sus razones para quedarse, LA es quien la vio nacer, quien la apoyo y quien compartió con ella las cosas buenas y también le prestó su hombro para que llorara durante las malas:

“…fíjate que aquí en Los Ángeles es muy difícil terminar un concierto e irte. La gente pide más…” dijo la cantante, quien le reconoció a su público esa noche tanta lealtad, por eso, a ellos les prepara un show completo, según indicó en una entrevista para la televisión.

Esa misma noche, Jenni festejó otro triunfo, su 2º aniversario de bodas, evento que celebró frente a un SOLD OUT con 7,000 personas de testigos, donde le dio una sorpresa a su marido Esteban Loaiza con un mensaje y fotos que narraban el comienzo de la relación con el beisbolista de las grandes ligas hasta hoy.

¿A poco creían que todo eso era gratis? ¡Nooooo! Tocó celebrar años de casados en pleno escenario porque trabajo sí hay.

No es la primera vez que Jenni trabaja en alguna fecha especial… y tampoco les canta solamente a Los Ángeles durante cuatro horas, La Diva de la Banda ya se había presentado en Guadalajara, México en junio del año pasado y se quedó en el escenario durante cuatro horas y veinte minutos, bajo la lluvia, ante un público de más de 9,000 personas en el Auditorio Telmex, marca que impuso mi consentidísimo Juan Gabriel y que la cantante le arrebató.

¡Qué condición mi Jenni! Felicidades.

Banner 2